en Noticias

Reconocimiento facial

Tokio 2020 va a marcar un antes y un después en el reconocimiento facial. Estos sistemas ya se han usado en Rio 2016 pero con alguna limitación superada por la nueva generación de cámaras y software

Las aproximadamente 400.000 personas que tendrán algún tipo de acreditación no tendrán necesidad de identificarse en aquellos sistemas que ya cuenten con una imagen de su rostro. En el momento de la acreditación, una cámara y un software de reconocimiento facial se encargarán de contrastar la cara de la persona con las que tiene almacenadas en su base de datos. El sistema además tiene la inteligencia necesaria para funcionar cuando el protagonista lleva gorra, gafas o ha simplemente ha envejecido

NEC será la empresa encargada de implantar este sistema que tiene un nivel de fiabilidad del 99,2% en identificaciones en un sitio cerrado como la puerta de un aeropuerto, estación de tren etc. La eficacia se reduce al 85,5% en la detección de sospechosos en sitios tan complicados como puede ser un estadio cerrado

Otro dato que llama la atención es la velocidad de procesamiento de estos sistemas que ya se miden en millones de comparaciones por segundo. En concreto el sistema Herta Security procesa 30 millones de rostros por segundo